jueves, 26 de mayo de 2011

Gárgolas en México?

Según el Diccionario de la Real Academia Española: Gárgola. (Del b. lat. gargŭla):
Parte final, por lo común vistosamente adornada, del caño o canal por donde se vierte el agua de los tejados o de las fuentes.

Aunque ya en la época de griegos y romanos se utilizaban  figuras decorativas, principalmente leones,  en fuentes y salidas de agua, no fue hasta en  la Edad Media  que aparecieron en iglesias y catedrales de Europa representaciones  de animales  grotescas, características del arte gótico que recordaban  al cristiano la necesidad de seguir los preceptos religiosos si quería  escapar del infierno y por lo tanto,  ahuyentar a brujas, demonios y otros espíritus del mal.
 Eran llamadas grifos,  talladas en la piedra y distribuidas por toda  la construcción.
Las figuras de seres fabulosos que podían tomar la forma de animales, seres humanos o una mezcla de ambos representados de manera más o menos monstruosa utilizadas como elemento decorativo en los caños que expulsaban el agua desde las azoteas, eran llamadas gárgolas.
 Tenían diversas formas: leones, águilas, cañones, hipocampos, serpientes, dragones  y  otros animales fantásticos.
Es raro encontrar una gárgola sola. Generalmente suelen estar agrupadas en hileras, sobre los altos de iglesias y catedrales.
Por lo tanto, las gárgolas cumplían tres funciones:
Desaguar los tejados, decorar dichos desagües buscando  una finalidad estética y, por último, recordar la necesidad de ahuyentar a brujas, demonios y otros espíritus del mal.
Esto se mantuvo, aunque con menor desarrollo, en la arquitectura renacentista española e  incluso en algunas iglesias barrocas. La llegada de los conquistadores a México revolucionó el panorama arquitectónico que había en el país ya que trajeron las formas de los edificios propios de la cultura europea, principalmente conventos, iglesias y  catedrales.
El Centro Histórico de la Ciudad de Guadalajara tiene infinidad de templos y santuarios. Durante los siglos XVI, XVII y especialmente en el  XVIII se construyeron una gran cantidad de conventos e iglesias con diferentes tendencias.
En un recorrido por la ciudad pude observar gárgolas en muchas construcciones:
Palacio de Gobierno
En la Plaza de Armas se encuentra el Palacio de Gobierno, originalmente construido a mediados del siglo XVII ,  se derrumbó un siglo después como consecuencia de un temblor. Finalmente reconstruido en el año 1790, cuenta con una preciosa fachada de dos niveles con un  reloj que tiene su historia... 
Se destaca por las doce gárgolas en forma de cañón que desalojan el agua de la azotea, y que, al mismo tiempo, son orificios que en caso de ser necesario permitirían la defensa de este edificio.
Los remates ubicados sobre dichas gárgolas  semejan armaduras de guerreros, haciendo sentir que en este palacio radica la autoridad.
Otros templos:
San Felipe Neri y la Iglesia de Santa Mónica, ambos considerados como  los mejores templos barrocos del occidente de México y  magníficos ejemplares  de la arquitectura virreinal construidos en el siglo XVIII, tienen gárgolas en forma de águilas y otros animales. 
En el templo San Miguel de Mezquitan, construido en 1773, pueden notarse caras demoniacas felinas en sus gárgolas.
San Diego de Alcalá, construido en la segunda década del siglo XVIII como templo anexo al Colegio de Niñas de San Diego, tiene en su fachada lateral torrecillas sobre la cornisa  y gárgolas ornamentales.
Es de destacar el Templo Expiatorio de estilo neogótico y considerado la máxima obra en su estilo en México. Su construcción comenzó el 15 de agosto de 1897 y terminó en 1972. El templo está hecho mayormente por piedra tallada tal y como se hacía en la Edad Media. Su arquitecto fue Adamo Boari. Tiene un patio interior donde se observan múltiples gárgolas en forma de serpientes, alineadas una al lado de la otra.
Parecen guardianes de la eternidad.
 Hay también gárgolas en  la Parroquia del Batán (Nuestra Señora del Refugio), sus fachadas laterales son muy austeras conformadas solo con cinco vitrales y siete contrafuertes con gárgolas. En la  Parroquia del Santo Santiago, Tonalá, tiene  gárgolas en forma de león. Y, en el Templo de la Virgen de Guadalupe en Bolaños, Jalisco, su fachada tiene  gárgolas con formas de animal.
Gárgolas en Cuba
En Cuba hay gárgolas en la Parroquia del Sagrado del Corazón de Jesús y San Ignacio de Loyola, conocida localmente como la  Iglesia de Reina, majestuoso templo católico, de estilo neogótico, situado en Centro Habana.
 Es la iglesia más alta de Cuba y una de las más bellas, su elevada torre de 50 metros puede ser vista desde varios puntos de la ciudad.
 La primera piedra fue puesta el 7 de agosto de 1914 y el 3 de mayo de 1923 fue inaugurada.


Temas relacionados:

No hay comentarios:

Publicar un comentario